¿Qué diferencia hay entre una semiconserva y una conserva?

¿Qué diferencia hay entre una semiconserva y una conserva?

Nuestro producto se caracteriza por ser una semiconserva de gran calidad pero, ¿Qué diferencia hay con una conserva tradicional

En primer lugar, ambas conservas son un tipo de producto envasado en latas o tarros de forma hermética para poder asegurar la conservación del alimento. Es importante saber diferenciar estos dos tipos de preparación para así poder mantenerlos en óptimas y salubres condiciones en nuestros hogares o locales.

Según la Real Academia Española (2021) las conservas son "alimentos preparados convenientemente y envasados herméticamente para ser conservados comestibles durante mucho tiempo". Esta elaboración permite mantener intactas todas las propiedades del producto y se pueden conservar prácticamente todo tipo de alimentos como frutas, verduras, carne, pescado, etc. Se caracterizan porque:

  • No tienen fecha de caducidad, sí de consumo preferente.
  • Reciben un tratamiento térmico que destruye cualquier microorganismo.
  • Se pueden almacenar a temperatura ambiente en un lugar fresco y seco.
  • Una vez abiertas se deben consumir en un plazo de 4 o 5 días.

En cambio, la RAE (2021) define las semiconservas como "alimentos de origen vegetal o animal envasados en recipientes cerrados, sin previa esterilización, que se conservan por tiempo limitado, merced de la adición de sal común, vinagre, aceite, almíbar, así como por el ahumado, la deshidratación, etc. Éstas se caracterizan porque:

  • Deben consumirse en un plazo más corto de tiempo, entre 10 y 18 meses, ya que no se someten a ningún proceso térmico o de esterilización.
  • Su conservación se obtiene gracias a otro tipo de procesos como ahumados, escabeches, almíbares, aceites, etc.
  • La mayoría requieren refrigeración para su óptima conservación ya que se asemejan en muchas cualidades y características a los productos frescos.
  • Es recomendable leer las etiquetas del producto para conocer las directrices precisas acerca de su tiempo y temperatura de conservación.

En definitiva, la diferencia principal es que las conservas tradicionales reciben un tratamiento térmico mientras que las semiconservas se mantienen gracias a otras técnicas de elaboración, lo que hace que sus plazos de consumo sean distintos dada que las segundas se estropean antes por la aparición de microorganismos. 

Eso sí, las semiconservas conservan el 100% del sabor, textura y aroma inicial del producto, lo que le otorga a la semiconserva una calidad y unas características organolépticas mucho mejores que la conserva tradicional.

En el Pescador de Villagarcía nos encargamos de brindar al cliente semiconservas de la mejor calidad y sabor, libre de cualquier microorganismo perjudicial. Nuestros productos son elaborados bajo pedido del consumidor, nuestra forma de trabajar corresponde a la demanda-elaboración, ya que los artículos al ser semiconservas tienen un periodo de vida útil menor que la conserva tradicional.

¿Por qué trabajamos bajo pedido? Para la mejor conservación de nuestros alimentos, y así garantizar al cliente la mejor calidad posible y un excelente sabor con semiconservas recién elaboradas.

Publicado el: 06/06/2022 by Noticias 0 894

Related articles

Las principales campañas de pesca en el Cantábrico

En el Mar Cantábrico, las campañas se segmentan en función de la especie y los meses del año. Es importante...

¿Qué es el anisakis? Métodos para eliminar...

El anisakis es un tipo de nematodo parásito encontrado en los organismos de animales marinos como cefalópodos, peces...

¿Cuáles son los beneficios del Omega-3 en nuestro cuerpo?

El Omega-3 es un ácido esencial para el metabolismo de nuestro cuerpo, ya que nos aporta numerosos beneficios para la...

DEJA UN COMENTARIOLeave a Reply

Debes de estar registrado para dejar un comentario.

Menu